fbpx Saltar al contenido

Copas ecológicas

Copas ecológicas

El vino nunca puede faltar. No importa la ocasión, lo ideal es tener -siempre a mano- una refrescante copa de vino.

Los mejores vinos deben servirse en las mejores copas. Y si son copas ecológicas, ¡Mucho mejor!

Veamos cuáles son las copas ecológicas que encuentras en Greenuso.

Tipos de copas

Las copas ecológicas se dividen en dos grandes grupos: biodegradables y reutilizables.

Dentro de cada uno, veremos los subgrupos existentes, para satisfacer tus exigencias sin dejar una huella en el medio ambiente.

Como extra, te contaremos sobre nuestro exclusivo servicio de personalización de copas ecológicas, ideal para ese evento especial que estás planificando.


Copas biodegradables

Para la fabricación de este tipo de copas ecológicas se utilizan recursos 100% naturales y renovables, en esencia: almidón de maíz, caña de azúcar o fécula de patata.

Gracias al tratamiento especial de la materia prima, las copas biodegradables se caracterizan por su gran resistencia y respeto al medio ambiente, aún cuando son desechables.

Si el estilo es importante para ti, como para la mayoría de nosotros, estas copas ecológicas no son un problema.

El material es tan transparente como el cristal y tienen un acabado inigualable.

Lo mejor es que son irrompibles, por tanto, no hay posibilidad de accidentes al momento de manipularlas.

En Greenuso te ofrecemos las más hermosas copas ecológicas para vino, cava y champange, así como cualquier otra bebida que requiera ser servida con estilo.


Copas reutilizables

Elaboradas en un impresionante material conocido como Tritan, estas copas ecológicas son tan duras que no lo podrás creer.

No, no es una exageración. El Tritan es un material con una dureza imponderable.

¿Conocías el Tritan? ¿No? No pasa nada, te explicamos.

El Tritan es un copoliéster, un plástico revolucionario que no contiene Bisphenol A (BPA), compuesto que se utiliza para darle dureza a los plásticos y muy tóxico.

El acabado de estas copas reutilizables puede ser 100% transparente o en un elegante color negro.

Lo mejor es que se pueden lavar en lavavajillas, como te venimos comentando, no tendrás inconvenientes gracias a su resistencia.

Están disponibles para el consumo de vino, cava y champagne. También hay una hermosa jarra decantadora de vino.


Copas personalizadas

Si tienes un evento especial en puertas: matrimonio, bautizo, aniversario; una copa personalizada puede ser ese toque especial que requieres.

Pero si no tienes un evento, pero tienes una marca de vino propia o simplemente quieres que las copas de tu hotel o restaurante tengan el logo de tu negocio, esta opción es para ti.

¿Te interesa este servicio?

Escríbenos a [email protected] e indícanos cuál es el producto que quieres personalizar.

También deberás señalar cómo deseas que se personalice ese producto.

Otros datos que necesitamos serán: tiempo en el que necesitas el producto personalizado, imagen corporativa en alta resolución y número de colores a imprimir.

Luego de esto, recibirás una respuesta donde te indicaremos el coste de la personalización y el tiempo de entrega.

En caso de aceptar la propuesta y las condiciones del trabajo, procederemos a organizar lo necesario para entregarte el pedido en el tiempo acordado.

Contacta con nosotros

Háblanos, escuchamos lo que necesitas.

Cada ocasión tiene su propia copa

Al momento de servir un banquete en casa, un comida por todo lo alto, debemos seleccionar las copas adecuadas para cada bebida.

Copa de agua

La copa de agua tiene una gran boca y se asemeja mucho a un globo.

Al momento de servir, se debe llenar solo 4/5 partes de la capacidad total de la copa.

Copa de vino tinto

Este tipo de copas se caracterizan por ser abombadas sin llegar a ser iguales a las de agua.

En el pasado, incluso eran más pequeñas que las copas de agua. Sin embargo, la tendencia actual es a utilizar copas muy grandes.

Según el tamaño de la copa, solo debe llenarse entre 2/5 a 3/5 partes de su capacidad.

Copa de vino blanco

El vino blanco debe tomarse a una temperatura menor a la del vino tinto.

En respuesta a esta condición, los fabricantes idearon copas más pequeñas y delgadas que las de vino tinto.

De esta forma, el líquido que se puede servir es menor, consumiéndose en menos tiempo y mantendrá la temperatura por más tiempo.

Otro truco para mantener la temperatura es la cantidad que se sirve. Solo debes llevar 2/5 partes de la copa.

Copa de vino tinto
Copa de Jerez​

Copa de Jerez

Es una copa de pie corto con una curvatura característica.

Estás copas también se utilizan para servir vinos dulces o los conocidos como vino de aperitivo.

Cuando la vayas a utilizar, asegúrate de no llenar más de 2/3 de su capacidad.

Copa de champagne​

Copa de champagne

Estas copas son muy características y reconocidas por todos.

Son alargadas y de pie corto, todo con un solo objetivo: Mantener las burbujas el mayor tiempo posible.

También buscan que se genere una baja cantidad de espuma.

Además de champagne, se utilizan para servicio de cava.

En este caso, las copas deben llenarse hasta 3/5 partes de su capacidad.

Copa de vermú​

Copa de vermú

Esta es la copa tradicional para beber cocteles y vermú. La forma de la copa tiene una forma de V que las caracteriza.

Se tiende a llenar completa sin llegar al borde.

Su forma permite que se incluyan trozos de hielo, lonjas de limón, naranja o cualquier otra fruta que vaya con la bebida que estás sirviendo.

Copa de coñac​

Copa de coñac

La forma de esta copa es muy parecida a una copa de agua, pero con un pie muy corto.

La única forma de tomarla es con la mano en su cuerpo.

En este tipo de copas puedes servir coñac o brandy.

A pesar de ser una copa grande, al momento de servir se acostumbra llenarlas solo 1/3 de su capacidad.

Copa de licor​

Copa de licor

Esta copa se asemeja, al menos en su función, con el vaso de chupito.

Es una copa pequeña de pie corto o alargado y poca capacidad.

Se llena hasta 4/5 de su tamaño y se acostumbra a beber de un solo sorbo.

Las puedes utilizar para servir casi cualquier licor y la oferta, tanto en tamaño como en forma, es muy variada.

¿Cómo se toma una copa de vino?

Al beber vino, uno de los grandes errores que cometen muchas personas es la forma como toman la copa.

La copa siempre se debe tomar por el tallo. Esta posición permitirá mantener el equilibrio en cualquier situación.

Tomar la copa por el pie o base es un error común. Evita esta postura a menos que quieras dejar inservible tu camisa favorita por un derrame indeseado.

Tampoco se debe tomar una copa por el cuerpo. Este es uno de los errores más cometidos y calienta el contenido.

Esta regla tiene su excepción en las copa de agua, coñac y las pequeñas copas de licor. En estos tres tipos de copa, se puede tomar por el cuerpo.

¿Cómo se sirve correctamente el vino?

Comenzamos conversando sobre las copas ecológicas y decidimos darte toda la información que necesitas para despertar el sommelier que vive en ti.

En ese sentido, te traemos un vídeo de Sergi Figueras, mejor sommelier de España 2012, donde nos muestra la forma correcta en la que se debe servir un buen vino.

Esperamos te guste y con esta información cuentes con lo necesario para sorprender a todos tus invitados al momento de servir vino.

Abrir chat
Chatea con nosotros
Powered by