fbpx Saltar al contenido

Bolsas ecológicas

Bolsas ecológicas

Durante 2018, el consumo de bolsas de plástico requirió la utilización de 56.000 toneladas de plástico, uno de los mayores contaminantes del planeta.

Según la legislación vigente, a partir del año 2021 estará prohibido el uso de plástico para gran parte de las bolsas que conocemos en la actualidad.

Estando a poco tiempo de la entrada en vigor de esa norma, es hora de cambiar nuestros hábitos de consumo.

Tipos de bolsas

El uso de bolsas ecológicas es una de las mejores opciones a las que podemos recurrir.

Acá conocerás las opciones de bolsas, fabricadas a partir de materiales ecológicos, que puedes encontrar en GreenUso.

Bolsas que van en estrecha relación con tu convicción de trabajar a favor del medio ambiente.


Bolsas de papel

El papel es un material biodegradable de bajo impacto para el medio ambiente.

Las bolsas de papel son muy utilizadas en panaderías, hostelerías y restaurantes.

Es habitual el uso de papel kraft para la fabricación de este tipo de bolsas. Un material de resistencia superior a la mayoría de las bolsas de plástico.

Entre las ventajas más resaltantes de las bolsas de papel se encuentran que son reutilizables, reciclables, sostenibles y resistentes.

También se pueden personalizar, lo que las convierte en el material ideal para las bolsas de cualquier negocio.


Bolsas de tela

Imagina ir a hacer las compras para tu casa e ir con una sola bolsa.

¿Cuántas bolsas de plástico dejarías de utilizar con una sola bolsa?

Las bolsas de tela ofrecen la resistencia y la durabilidad necesaria para llevar adelante esa tarea con frecuencia.

Con regularidad, se les fabrica con telas recicladas de gran resistencia, como la mezclilla, materia prima para la fabricación de pantalones vaqueros.

Utilizar bolsas de tela te ayudarán a reducir tu huella medioambiental y, por si fuera poco, apoyarás el reciclado de otros materiales.

Otra característica destacables en la portabilidad. Son muy ligeras y se pueden doblar, por lo que las puedes trasladar en todo momento y tenerla siempre a mano.


Bolsas biodegradables

Sabías que existen bolsas de plástico elaborados a partir de ingredientes 100% naturales.

Aunque te suene increíble, las bolsas biodegradables son fabricadas a partir de materiales naturales.

Por esta cualidad, se les considera uno de los tipos de bolsas más respetuosos con el medio ambiente.

Entre la materia prima utilizada para su fabricación se encuentra el almidón de maíz, la caña de azúcar o la fécula de patata.

El resultado es una bolsa muy resistentes con la cualidad de degradarse hasta no dejar ningún residuo, en muy poco tiempo.


Bolsas compostables

Todo material se considera compostable cuando, a partir de procesos realizados por el hombre, se pueden transformar en abono orgánico.

En este sentido, las bolsas compostables están fabricadas a partir de elementos que le hacen viable su convertibilidad en compost.

El material principal que se utiliza para la fabricación de bolsas compostables es almidón de trigo, patatas o maíz.

Se obtiene un material conocido como PLA: plástico de ácido poliláctico.

Para convertir las bolsas compostables en abono orgánico, se realiza un proceso de unificación de este tipo de bolsas con otros desprecios naturales, como comidas y desechos de jardinería.

Todo el proceso se realiza a una temperatura máxima de 60˚ centígrados.


Bolsas reutilizables

Las bolsas reutilizables, producidas con algodón procesado de distintas formas.

Este tipo de bolsas, que suelen confundirse con las bolsas de tela, son ideales para transportar productos de distintos tipos y pesos.

Es común que cuenten con una costura reforzada para incrementar su resistencia.

Por otro lado, el material es ideal para personalizarlo. Es por ello que es uno de los materiales predilectos de los departamentos de marketing.

Con frecuencia se les emplea en la fabricación de suvenires o productos.

Contacta con nosotros

Háblanos, escuchamos lo que necesitas.

¿Por qué es necesario utilizar bolsas ecológicas?

Debido al daño que estamos haciendo a nuestro medio ambiente, se están tomando medidas -desde organizaciones públicas y privadas- para disminuir el uso de este material.

Una de las medidas es la emanada por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente de España.

En el Real Decreto 293/2018, vigente desde el 1˚ de julio de 2018, se establecen las medidas que deben aplicarse para llevar al mínimo el consumo de plástico en bolsas.

El Real Decreto divide las bolsas, que con frecuencia se utilizan en cualquier tienda, en cuatro tipos:

• Bolsas de plástico ligero
• Bolsas de plástico muy ligero
• Bolsas oxodegradables
• Bolsas de plástico compostable

A partir de esta clasificación, tomando en cuenta el grosor de la bolsa y el material que se utilizó para su fabricación, se cobra una cantidad de dinero establecida en el mismo Real Decreto.

Además, con una mirada holística de la situación, se establecen las acciones que deben desarrollar las empresas que se dedican a la fabricación de bolsas de plástico.

Como verás, es necesario acostumbrarnos a utilizar otros métodos de transporte de nuestras compras hasta nuestra casa, oficina o lugar de interés.

Te ahorrarás unos cuantos euros al año y harás un aporte importante a la conservación del medio ambiente.

Ventajas de utilizar las bolsas ecológicas

Aunque la disminución de consumo de plástico es una razón de peso para utilizar las bolsas ecológicas, te traemos otras razones para utilizar bolsas ecológicas.

Las bolsas ecológicas, según su tipo y material de elaboración, pueden ser más resistentes que las bolsas de plástico que utilizamos con regularidad.

Por otro lado, son reutilizables alargando su vida útil. En el caso de las bolsas de tela, las puedes lavar, por lo que siempre estarán como nuevas.

Este tipo de bolsas también te dan la oportunidad de emplear materiales biodegradables, lo que reduce considerablemente tu huella medioambiental.

Para cerrar, debemos destacar que las bolsas ecológicas son más sencillas de reciclar, también deben invertirse menos recursos económicos durante este proceso.

Consejos para evitar uso de bolsas de plástico

Romper un hábito, como lo es el uso de bolsas de plástico, puede ser una tarea difícil o muy sencilla, todo dependerá de cómo lo tomes.

Lo principal es sincerar tu comportamiento e identificar en cuáles situaciones se te hace habitual el recurrir a las bolsas de plástico.

Así mismo, puedes realizar acciones como las siguientes:

  • Consigue, en el menor tiempo posible, una bolsa reutilizable y llévala siempre contigo. Así, cuando desees trasladar cualquier producto podrás hacerlo sin problemas.
  • En caso de que no tengas una bolsa reutilizable, dobla varias bolsas de plástico y tenlas siempre a mano. Al momento de necesitar una bolsa, recurre a las que tienes.
  • Cuando compres pocos artículos, y no tengas ninguna bolsa para ser reutilizada, opta por llevarlos entre tus manos. Siempre será posible y evitarás el uso de una bolsa de plástico.
  • Encuentra vías para la reutilización de las bolsas de plástico que tengas en tu casa. Puedes fabricar muchos objetos nuevos con tus viejas bolsas de plástico.
  • Cuando definas que no vas a utilizar alguna bolsa o veas una desechada en el suelo, bótala en el contenedor de color amarillo y permite que vaya a un centro de reciclaje.
  • Promueve, entre familiares y amigos, el uso de bolsas ecológicas como las que te mencionamos en este artículo.
Abrir chat
Chatea con nosotros
Powered by